Tuesday, February 08, 2011

Yo < 3 Paolo Ventura

Hace muy poco descubrí al artista milanés, Paolo Ventura (1968). Tengo una fascinación enferma con los dioramas y la intervención de figurillas modeladas a escala dentro del mundo real. Desde hace un par de años comencé la no tan práctica tarea de construir el diorama de un percance imaginario; los materiales son caros, el tiempo a invertir es bastante y, aunque sigo empeñada en la constante construcción de la novelita gráfica, cada vez le invierto menos tiempo para enfocarme en la otra, la que urge. Ver el trabajo de Ventura ha sido encontrarme con la esencia de los dioramas, con las historias cambiadas, con los percances falsos, la tradición oral, el simulacro. Por ello el desbocado enamoramiento.

fotodiorama de la serie War Souvenir

Su trabajo, War souvenir es admirable. Una suerte de fotodocumental falso sobre la Segunda Guerra Mundial.

fotodiorama de War souvenir

Del mismo modo, Winter stories son una especie de cuentos postales de invierno.


Sin embargo, el motivo de este amor a primera vista fue el cartél de invitación a su siguiente exposición en... ¡Italia! de marzo a mayo en el museo Fortunity de Venecia y por supuesto la historia de este nuevo fotodiorama.


Esta exhibición, titulada L'AUTOMA (El autómata), está constituida de fotodioramas y texto. Está situada en un ghetto de Venecia durante el invierno de la guerra en 1942.


fotodiorama del ghetto esos días

Un anciano judío de oficio relojero, apasionado de los libros y los dispositivos mecánicos, decide construir un autómata para que le haga compañía durante el tiempo en que el ghetto disminuyó su población. Los meses pasan y el anciano y el autómata se vuelven muy cercanos. Algo mágico ocurre cuando la policía fascista entra a evacuar el ghetto. Esta es la historia que el padre del artista solía contarle cuando era niño. Es una historia que su padre inventó aunque verdaderamente, el 5 de diciembre de 1942 la policía fascista evacuó a los judíos que aún quedaban en el ghetto. 200 personas fueron sacadas, muy pocas regresaron.

fotodiorama de la construcción del autómata

Son esta clase de historias y sus procesos las que llevan a alguien como yo a perder la poca razón. Ojalá pudiera estar en esta exhibición pero me conformo con esperar a que me llegue el catálogo.

1 comment:

espia183 said...

Acabo de llegar de Venecia y he estado en la exposición de Paolo Ventura.
Sin saber quién era, su cuento en el diograma me ha emocionado.
Me gustaría seguir su trayectoria.
Es imptesionante la imaginación que desborda.